Los pianistas Salomé y Claudio Herrera ofrecerán en Bellas Artes un concierto para piano a cuatro manos

CDMX a 17 de Febrero de 2018.- Los pianistas mexicanos Salomé y Claudio Herrera deleitarán al público con un concierto para piano a cuatro manos este sábado 17 de febrero a las 17:00 en la Sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes, como parte del ciclo El arte del piano, organizado por la Coordinación Nacional de Música y Ópera del Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA).

El programa que ofrecerán está integrado por las obras Petite Suite (En bateauCortègeMenuet y Ballet) de Claude Debussy y Dolly Suite op. 56 para piano a cuatro manos (BerceuseMi-a- ouLe jardin de DollyKitty-valseTendresse y Le pas espagnol) de Gabriel Fauré.

Después del intermedio se escucharán Piezas para cuatro manos op. 11 (BarcarolleRussian Theme y Waltz) de Serguei Rajmaninov y Rapsodia en azul de George Gershwin.

Entrevistada por el INBA, Salomé Herrera explicó que Petite Suite de Debussy (1862-1918) es una obra llena de color, tranquila y hermosa, mientras que Dolly Suitede Fauré (1845-1924) tiene varios movimientos con una música muy fina y poética. La segunda parte del concierto está conformada por tres piezas para cuatro manosde Rajmaninov (1873–1943), un compositor caracterizado por la fuerza de su música y Rapsodia en azul de Gershwin (1898-1937), autor de obras de más color.

“Se trata de un programa a cuatro manos que realizaré junto con el pianista Claudio Herrera, mi hermano y concertista de la Coordinación Nacional de Música y Ópera. La primera parte es francesa y el contraste se presenta con Rajmaninov y Gershwin, pero lo vamos a ofrecer de tal forma que se pueda entender y tenga una lógica”.

La música es universal y mientras tengamos la inclinación a quererla escuchar, la entenderemos, aclaró la pianista. “A mi hermano y a mí la música francesa nos dice mucho porque vivimos varios años en Francia, pero la música rusa gusta mucho también a todos los pianistas y las obras que tocaremos de Rajmaninov no son muy vistosas, no es el compositor grande o potente, sino el Rajmaninov más tentativo, como los contrastes de la vida”.

Dijo también que interpretar piezas para piano a cuatro manos es algo especial. “El hecho de tener un compañero con quien hacer música y que sea de la misma ‘especie’ es algo muy bonito y agradable. Por otro lado, es una práctica complicada porque el piano es un instrumento que responde inmediatamente y todos somos diferentes, por lo que se necesita una buena dosis de trabajo y conocerse los dos pianistas muy a fondo.

“Yo tengo la fortuna de trabajar con mi hermano, nos conocemos bien y lo disfrutamos mucho. Es un trabajo muy íntimo ya que la música a cuatro manos conlleva cierta complicidad también por parte del compositor, es una música que no solo habla de amistad sino también de cooperación”.

Salomé Herrera realizó estudios en México, Italia y Francia, donde obtuvo medalla de oro en el Conservatorio Superior de París. Fue elegida como uno de los mejores alumnos de Europa para participar en el curso de Villecroze, Francia, impartido por Olivier Gardon. En México fue merecedora a la mención de excelencia del Premio Nacional de la Juventud y becaria del Fonca.

Claudio Herrera comenzó su formación musical en la Ciudad de México. Viajó a Francia para realizar estudios en el Conservatorio Nacional de Nancy en piano, música de cámara y dirección orquestal. Se ha presentado en los más grandes escenarios de nuestro país como solista, con orquesta y en dúo con su hermana Salomé Herrera. Ha sido invitado a ofrecer clases magistrales en Europa, Asia, África, Centro y Sudamérica, así como en Estados Unidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: